martes, 25 de mayo de 2010

Cada mañana.

Cada mañana al despertar veo tu foto en la cómoda, esa sonrisa que me cautiva, la luz de tus ojos azules, los labios sensuales, te miro entre legañas en mis ojos, me das fuerza para comenzar el día agotador que se posa ante mí.
El amor y desamor juegan en el tablero de la vida, la alegría la decepción mueven piezas amenazando al rey que guarda las cartas de amor amarillentas de caligrafía perfecta en un cajón.
Las flores adornan el amor en cada rincón de mi posada, dando calor como tu sonrisa cada vez que decoras mis estancia con tanta elegancia que posees entre tus ojos.
La música es la melodía de tus palabras cuando tímidamente pronuncias mi nombre.
Los buenos momentos son las imágenes de celuloide recorren mi mente, risas, besos, juegos, miradas, abrazos, cada mañana espero que nuestra historia de amor siga el camino dentro de nuestros vaivenes de la vida.
El amor es ingenuo, cada vez mucho más, la inocencia es el juego de la inseguridad en el amor verdadero que cada historia se mezcla entre la realidad y la ficción, el paso del tiempo deja al descubierto nuestras miserias en los momentos oscuros.
El sentimiento virgen se desgasta entre la palabra pareja y amante, se confunden entre ambos, la confusión se acomoda en los días grises.
Hay días que soy dos hombres a la vez, el amante y el infiel, sigo buscando encontrarme a mi mismo entre mi corazón loco.
Los ramos de flores no entienden la locura del amor, porque todo es bendito amor.
Besos escritos en un poema cada noche cuando mis sueños recorren tu terciopelado cuerpo, entre vaivenes de mis engaños, siento que cada día te quiero más.
Me envuelvo en la burbuja del tiempo dejo pasar la vida.
Cada mañana me levanto veo tu foto en ella hay dos mujeres. La amante y la insegura.
Cada mañana.
Cada mañana.

PD. La foto es de internet.

viernes, 14 de mayo de 2010

Secretos


Hay días que te sigo desde la distancia, otros intento no verte. En los días negros te odio, me encantaría darte un beso, no me atrevo, abrazarte, cogerte de la mano, bailar un vals, siempre te llevo en mi corazón frío, necesito calor para poder caminar todas las mañanas, el maldito sol no calienta mi cuerpo huérfano. Mis lagrimas recorren las mejillas, cuando vas cogido de la mano de Anna, noto punzadas de dolor en mi maltrecho corazón, se que soy vuestro amigo, el mejor amigo para ti, en cambio a Anna le tengo odio, es mi demonio que recorre mis venas cada vez que os veo besaros, aquel día en la facultad en que nos conocimos los tres, supe que era mi adversaria, mis ilusiones se desvanecieron, tenia miedo a perder a mi mejor amigo, solo se que soy un maldito cobarde.
Te ame en silencio.
Soñé noche
tras noche
en ti.
Tus manos
las imagine
entre las mías,
Tu voz
me cautiva.
Tu cuerpo
me hipnotiza.

Te imagine nuestros cuerpos desnudos buscando los secretos del alcoba, solo se que para todos somos muy buenos amigos, casi inseparables, nadie sabe que en mi corazón eres mi amor, intento ir con algunas chicas fingiendo ser un chico normal, he tenido varias novias, lo único que he conseguido es sentirme como un sucio y traidor hombre. Cada noche al cerrar los ojos en la oscuridad aparece tu cuerpo recorriendo palmo a palmo mi cuerpo desnudo hasta llegar a mi sexo donde sueño con tu lengua jugando con el.
Que difícil es en esta vida estar enamorado de tu mejor amigo, no poder contar este secreto a nadie, es como estar en la prisión del deseo, donde los barrotes te separan de la dura realidad, una condena silenciosa donde dudo que los sueños existan, porque los míos difícilmente verán la luz, siempre en la oscuridad de la vida.
Cada noche te quiero más, cuando beso tu foto que reposa en mi cómoda.

PD. La foto es de internet.

sábado, 1 de mayo de 2010

Noches de dudas



La noche era oscura, las luces de la ciudad se divisaban desde lo alto del cerro como un diminuto árbol de navidad. El silencio era misterioso, las gotas lluvias se mezclaban entre los cabellos ondulados negros y blancos.
Los paseos nocturnos mientras la ciudad dormía a sus pies, calmaban la angustia entre la soledad nocturna. Los senderos de ascensión se confundían entre el laberinto de las contradicciones que vivía al llegar la noche, se acomodaban en la mente, acompañadas de las mis miserias, que vagueaban por el cuerpo atenazado por el miedo.

Te besare.
Te amare.
Desde el cielo.
Desde la tierra.

Los susurros.
En tu oído.
Sellara el amor.

Un beso.
Un secreto.
TE AMARE.

Cuando un amor platónico se vuelve una pesadilla.


Foto es de internet.