martes, 28 de diciembre de 2010

Reina Mora


Querida Reina Mora hoy te regalo un búcaro de agua transparente cuando mires el agua, veras el reflejo de tu belleza, la sonrisa cautivadora de mujer enamorada en el que sus ojos azules son como las estrellas del cielo que iluminan el espacio.
Reina Mora, dueña y señora.
Reina Mora, belleza y dulzura.
Reina Mora, enamorada y soñadora.
Reina Mora.
Tus manos calman mi sed.
Tus besos calman mi hambre.
Tus abrazos calman mi vida.
Tu sonrisa es mi amor.
Las flores de tu jardín,
son el amor en mi vida.
Reina Mora.
Jardinera de mi vida.
Reina Mora.
Eres mi reina.
Miro la luna.
Veo tu cara.

Mi Reina.
Reina Mora.
Reina de mis noches.


Pd. La foto es de internet.

viernes, 24 de diciembre de 2010

El principe.


Mi corazón esta huérfano, la vida me ha enseñado que los cuentos son mentiras escondidas dentro de otras mentiras. El baúl de los secretos ha dejado de existir, las noches debitan los corazones, la melancolía duerme placidamente en algún rincón de mis entrañas. Bebo, fumo, la música suena en mi cabeza, cada noche sueño en encontrar una dama que calme mi sed, como aquellas de los cuentos que me contaba mi abuela en los días de lluvia mientras el fuego calentaba nuestros rostros.
Hoy miro las luces del puerto en busca de algo, no se muy bien que busco, canto con mi guitarra sentado en viejo y sucio banco mirando la bocana del puerto, palabras sin sentido acoplándolas a las viejas cuerdas desafinadas, estrofas que compuse a un viejo amor.
Las luces del puerto se apagan al llegar la media noche, como aquel día que te marchaste y dejaste una rosa entre las aguas del desembarcadero en el silencio de la noche.
Cada día los cuentos dicen que la princesita se caso con el príncipe, fueron felices todas las chorradas que se inventaron unos seres aburridos en sus vidas anodinas.
El príncipe sigue llorando cada noche, el frió recorre mi cuerpo, quiero vivir en una burbuja llena de sabores, días de amor, hoy mis días son días de lagrimas, flores llorando ante tu lapida.
Mis libretas están repletas de poesías de amor, se han quedado viudas, solitarias, mañana las dejare delante de tu lapida, las flores del cuento de unos principitos.

miércoles, 8 de diciembre de 2010

Noches



Quiero regalarte mis palabras.
Los besos son contornos de mi voz, mis manos son las frases.
Mi vida eres tu.
Tu sonrisa es mi lectura.
Leo, no me canso de leer tus labios entre mi cuerpo.
Sigo leyendo como tus orgasmos son paginas de pasión que cada noche recorren mis entrañas mientras nuestros cuerpos se empañan de sudor entre los recovecos del sexo sin pudor.
Tu piel tatuada.
Corazones dibujados.
El mar es un aullido.
Cuando tus orgasmos,
enloquecen entre mis piernas.
Susurros.
Gemidos.
Placer.
Nuestros cuerpos.


La foto es de internet

lunes, 6 de diciembre de 2010

Días de lluvia



Dentro de mis manos hay cuentos de amor.
Dentro de mi corazón hay esperanza.
Dentro de mi cabeza, hay fotogramas de enamorados.
Soy un viejo amor, ausente desde la melancolía en los días de lluvia que mojan mis cabellos plateados cuando mis rotos zapatos caminan por las aceras de esta vieja ciudad casi olvidada como el que escribe, entre viejos recuerdos celuloides desde la esperanza.
Guardo en mi vieja chaqueta de color verde botella entre sus bolsillos maltrechos esta amarillenta hoja.
El olvido tatuado.
Silencio.
Me faltan palabras.
Mi vida es un desierto.
Silencio.
Besos al aire.
Desde este olvido.
Tatuado.


La foto es de internet.