viernes, 11 de septiembre de 2015

Reflexiones


Nadie es más que nadie, ni por su raza, ni riqueza, ni condición social, todos somos hijos del universo. Respeta a todo ser humano.

Pasado es historia, el futuro incierto y el presente es lo que lees. Vive el presente.

Cada día es diferente, cada hora no vuelve, la vida es algo más, es una oportunidad cada día.

Nada es como es, o parece, depende de la cultura y valores adquiridos en los años de la infancia, moldeados en los años de la madurez.

No soy de banderas, soy de personas, aquellas que trasmiten luz desde su corazón.

Busco la felicidad, no se si la encuentro, solo se que me basta haber comenzado el camino de su encuentro.

Sigo las señales, paso a paso, en cada una de ellas hay un enigma, disfruto cada instante de los enigmas de las señales, siempre aprendes algo nuevo.

Si lees estas palabras, gracias por haber dedicado un pequeño instantes de tu vida, si has pasado fugaz, gracias también, por tu cortesía.

Foto del libro del Secreto, gracias a ti, quien me lo regalo, con aquella frase de dedicatoria. QUERER ES PODER.



1 comentario:

Anónimo dijo...

De nada, espero que te haya servido y te sirva en el presente y el futuro.