lunes, 5 de septiembre de 2016

Reflexiones delante del portatil

En el San Mateo 6.20.34 del evangelio.
La parábola del ojo de la lámpara.
El ojo es la lámpara del cuerpo. Si tu ojo es sano, tendrás luz en todo el cuerpo, pero si tu ojo es malo, todo tu cuerpo esta sumido en tinieblas. Si pues, la luz llevas en ti, es oscuridad,  ¿como serán las tinieblas ?.

Antiguamente la palabra de un hombre se formalizaba con apretón de manos, eso tenia mucho valor, hoy en nuestros día, nuestra sociedad esta bastante enferma, no hay valores, todo vale para conseguir dinero, poder, fama, éxito, el respeto se ha perdido. Ver, leer, escuchar los informativos es deprimente y si observamos la vida sin voz desde la lejanía, los mundanos ciudadanos a pie, están sumidos en caos referencias amorales o inmorales de las cuales muchas se contradicen. La publicidad o el publicista tiene una labor muy importante en su quehacer diario, que la manada ovejuna tenga la mente en lo que a él le convenga, la felicidad en lo material, y si el vecino tiene muchas cosas mejores me visto de la marca envidioso y juego a los dos caras.
Como dice el evangelio, el ojo es la lámpara del cuerpo, puedes llevar luz o oscuridad.

Reflexiones delante del portátil.

No hay comentarios: