domingo, 6 de mayo de 2012

Nuevo día



Que los cuentos busquen el destino.
Los niños sonrían.
Los mayores tomen ejemplo.
La vida es un cuento.
El cuento lo escribes tu.
El niño lo colorea.
El destino es la magia que en ellos vive.
El boca a boca es el agua que necesita para vivir.
El sol es la alegría de quien lo cuenta.
El presente quien lo escucha.
Los niños encuentran la felicidad.

El reloj de pared sonríe cada noche a las 12 en punto de la media noche cuando sus campanas recitan el cuento del nuevo día.

1 comentario:

pluvisca dijo...

Gratificante poseia Merl, llena de esperanza

besos