jueves, 17 de marzo de 2016

Cosas de la vida


Si no hubiera hombres ambiciosos, no tendríamos luz, ni coches, ni los ordenadores, así muchas cosas que nos dan bienestar y ocio. Y el gran problema es de los envidiosos que son personas toxicas que no progresan porque no tienen ambición, se dedican a criticar a los ambiciosos.
La suciedad mental de personas parásitos que aspiran a vivir del esfuerzo ajeno, son nacidos de la cultura del poco esfuerzo.
Que nadie haga chantaje con tus sueños, porque son innegociables, porque hay vampiros en contra de la felicidad.
La ilusión es una oportunidad para soñar, es volar por el cielo, perder el miedo, ser uno mismo, quienes critican, decirles que son necesarios, sus criticas son el motor para seguir por mi camino, son la fuerza, porque cada critica en mi contra, es una estrella en el camino que indica es la dirección correcta.
Gracias a los criticones, sois necesarios en la vida.
Gracias a los vampiros de emociones, porque siempre seréis unos perdedores y alguien tiene que ganar.
Gracias a los que seguís viendo la tele de políticos, sois los atontados de la sociedad, os diferencias del resto.
La vida es de color, cada uno elige uno, y equivocarse es lo más fácil, y quien no se equivoque es que nunca toma decisiones, es un parasito del mundo.
Que nadie intente secuestrar nuestros sueños, porque en ellos habita nuestra existencia y el camino de la felicidad.
Las palabras no se las lleva el viento, las palabras defienden tú realidad. Y las palabras vienen de lo que piensas.

No hay comentarios: